A un año de la elección de Donald Trump, un breve recuento

Por: José R. Oro
El 8 de noviembre del pasado año muchos estábamos desconcertados por las limitaciones políticas de los dos finalistas, Hillary Clinton (demócrata) y Donald Trump (republicano). En pocas palabras, las opciones se veían como escoger entre lo malo y lo peor. Fui a votar temprano, lo hice por Hillary solo porque esperaba que ella le diera continuidad a un tímido proceso de normalización de las relaciones con Cuba, que el presidente Barack Obama había comenzado casi dos años atrás.

En realidad los dos candidatos no podían ser más distintos: de un lado Hillary Clinton, figura política desde hace 25 años, a quien la mitad de los estadounidenses detesta y duda de su honestidad. Esposa del expresidente Bill Clinton (1993-2001), fue primera dama, senadora y luego Secretaria de Estado (Ministra de Relaciones Exteriores) de Obama, larga experiencia política.

Menos querido aún que Hillary, Donald Trump, es un súper-millonario, exestrella de televisión y sin historia de haber sido electo nunca antes para ningún cargo. Pero supo interpretar mejor los temores de una clase media blanca frustrada (y sobre todo de quienes en esa clase media, no quieren caer en la categoría de pobres) en un país en medio de complejos procesos de transformación socia, que nutridos sectores de la sociedad estadounidense no entienden o comparten. A pesar de ser electo por el sistema electoral de votos indirectos, por Estados, Donald Trump perdió el voto popular por amplio margen.

Además del fracaso de la elección presidencial, los demócratas fallaron en su intento de arrebatar la mayoría del Senado (54 de 100 curules) a los republicanos, y la Cámara de Representantes que permaneció también en manos del GOP.

Pero, ¿qué ha pasado y que ha cambiado en los últimos 12 meses?, y sobre todo después de que el presidente electo asumió el poder en enero del 2017. Quisiera hacer una resumida cronología de lo sucedido, y como esto ha cambiado sensiblemente el panorama político estadounidense.

Último Trimestre de 2016: Después del “Shock”

Durante la campaña electoral de Donald Trump, actual presidente de los Estados Unidos, se utilizó el Big Data para impactar mejor en los votantes. Foto: Scott McIntyre / The New York Times.
Donald Trump durante la campaña electoral. Foto: Scott McIntyre / The New York Times.

Muy pronto el presidente electo comenzó a mostrar su personalidad tanto dentro del país como en el plano internacional, y el 3 de diciembre, se produjo una controvertida llamada telefónica de Trump con el presidente de Taiwán, Tsai Ing-wen, que enfureció a China. El 16 de diciembre, el presidente electo anunció la designación de cuatro generales para ocupar altos cargos, la mayor cantidad en la administración de un presidente desde la Segunda Guerra Mundial ¿Un gabinete de guerra?

Ya el día 22 de diciembre con el recuento oficial de las elecciones se reveló que Donald Trump perdió el voto popular por casi 2,9 millones. Cuatro días más tarde se negó a aceptar un salario de 400 mil dólares y tomó la cifra simbólica de un dolar anual (solo Herbert Hoover y  John F. Kennedy lo hicieron antes que Trump,  ambos donaron sus salarios presidenciales a organizaciones de caridad)

Primer Trimestre de 2017: El presidente flexiona sus músculos

La Marcha de las Mujeres es la manifestación más grande (en un solo día) de la historia de los EE.UU. Foto: Getty Images.
La Marcha de las Mujeres es la manifestación más grande (en un solo día) de la historia de los EE.UU. Foto: Getty Images.

El 20 de enero Donald Trump se convierte en el 45 presidente de los Estados Unidos, ese mismo día uso el término “noticias falsas” (fake news) en su lucha constante contra los medios. A lo largo y ancho de los EE.UU., se producen oleadas de donaciones a organizaciones y causas progresistas. Al día siguiente, la Marcha de las Mujeres es la manifestación más grande (en un solo día) de la historia de los EE.UU.

Después de años de debate, y ante una creciente protesta, se aprueba la construcción de los oleoductos de gran impacto ambiental e invasivos de territorios nativos Dakota Access y Keystone XL, el 24 de enero. Un día después, Trump firma una orden ejecutiva para construir un muro entre Estados Unidos y México, uno de sus delirios anti-inmigrantes.

En fecha tan temprana como el 13 de febrero comienza la hecatombe de funcionarios, cuando la persona que el magnate seleccionó para ser el asesor de seguridad nacional, Michael Flynn, renuncia a menos de un mes de asumir el cargo por mentir sobre mantener contacto con los rusos. Dos semanas después Trump se enfrenta a Nordstrom después de que el minorista retirara la línea de ropa de su hija Ivanka. El 4 de marzo acusa a Obama de intervenir sus teléfonos en la Trump Tower. El Congreso investiga, pero no encuentra evidencia alguna para apoyar la acusación. El día 24 de marzo el presidente crea la Office of American Innovation (Oficina de Innovación Estadounidense), dirigida por su yerno Jared Kushner.

Durante esta etapa se produce la primera información a Cuba por parte de los EE.UU. de la mendaz provocación de los “ataques sónicos”.

Segundo Trimestre de 2017: La ultraderecha a todo tren

Donald Trump abandonó el Acuerdo de París. Foto: Getty Images.
Donald Trump abandonó el Acuerdo de París. Foto: Getty Images.

En los primeros 81 días en el cargo, Donald Trump realizó aproximadamente 17 visitas a campos de golf. El 9 de mayo despide al director del FBI, James Comey. Diez días más tarde toma mucha fuerza la agresividad bélica presidencial, profiriendo fieras amenazas contra Corea del Norte y su líder Kim Jong Un. Se produjo una masacre de 8 personas en el estado de Mississippi. Dos valiosos diplomáticos cubanos son expulsados, ataque directo a los servicios consulares y comerciales de Cuba en Washington.

Durante el mes de junio, se producen dos de los más detestables actos de nuevo presidente. El día 1ro se anuncia el retiro de EE.UU. de los acuerdos climáticos de París 2015 y el día 16 se produce el “Sainete de Miami”, cuando Trump firma una acción ejecutiva groseramente anti–cubana, rodeado de los más connotados enemigos de Cuba.

También durante junio se anuncia que el costo promedio de una vivienda en EE.UU. alcanzó el máximo histórico de 263 mil 800 dólares y Trump prohíbe que las personas transgénero sirvan en el ejército.

Tercer Trimestre de 2017: EEUU cada vez más dividido

Donald Trump ha aumentado la presencia militar de Estados Unidos en Medio Oriente, el presupuesto del Ejército y constantemente amenaza a Corea del Norte. Foto: Getty Images.
Donald Trump ha aumentado la presencia militar de Estados Unidos en Medio Oriente, el presupuesto del Ejército y constantemente amenaza a Corea del Norte. Foto: Getty Images.

Durante el mes de julio, la propuesta de desmantelar la ley de Salud Pública introducida por el ex presidente Barack Obama es derrotada en el Congreso de los EE.UU., una de los mayores fiascos políticas de Trump. A finales de septiembre otro intento semejante es derrotado de nuevo.

El empresario neoyorquino anuncia planes para crear 15 mil empleos destinados a reprimir a los inmigrantes indocumentados. El día 12 de agosto estalla la violencia entre los racistas – ultranacionalistas blancos y los manifestantes opositores en el mitin realizado por la extrema derecha Unite the Right (Unamos a la derecha) en Charlottesville, Virginia, un muerto y 19 heridos. Cuatro días más tarde, el presidente disuelve el Consejo Industrial después de que los miembros renunciaran en protesta por sus comentarios emitidos después del mitin de la supremacía blanca.

Se formulan nuevos planes para renegociar (muchos piensan que para desarticular) el TLCAN (Tratado de Libre Comercio en América del Norte). El presidente engendra nuevas ideas para reducir el tamaño y la cantidad de parques y monumentos nacionales. D. Trump indulta al brutal ex comisario anti-inmigrante, Joe Arpaio, quien en julio fuera declarado culpable de desacato criminal.

El 3 de septiembre Corea de Norte anuncia que ha detonado su primera bomba de hidrógeno, y el 21 del propio mes, en un discurso pronunciado en las Naciones Unidas, Trump amenaza con “destruir totalmente” a ese país asiático. Al abordar la situación con la República Democrática de Corea en su viaje a Asia a principios de noviembre, Trump declara que “la era de la paciencia estratégica ha terminado”.

El 24 de septiembre el presidente tuitea fuertes objeciones sobre las protestas de los jugadores de la NFL contra la desigualdad racial, manifestadas durante el himno nacional. Las encuestas muestran por primera vez un apoyo significativo a alguna de sus posiciones.

Último trimestre de 2017: ¿América grande de nuevo?

Donald Trump camina junto al presidente de Corea del Sur, Moon Jae, en los jardines de la Casa Azul de Seul. Foto: Reuters.
Donald Trump camina junto al presidente de Corea del Sur, Moon Jae, en los jardines de la Casa Azul de Seul. Foto: Reuters.

El 1ro de octubre se produce la mayor masacre de la historia de los EE.UU. causada por un tirador con varias armas automáticas en Las Vegas, ¡59 muertos y 527 heridos! El día 3 de octubre, la administración de Trump expulsa a 15 funcionarios cubanos de la embajada de Cuba en Washington DC, golpeando de nuevo a los servicios consulares y a la sección comercial. Unos días antes había reducido a la mitad a su ya menguada representación en La Habana, cancelando la emisión de visas, que ahora tienen que obtenerse en Bogotá y otros lugares fuera de Cuba dependiendo del tipo de visado. Asimismo, recomendaron a los ciudadanos estadounidenses no viajar a Cuba debido “a peligros de salud”. Se anuncian nuevas medidas anti–cubanas, dirigidas a golpear la economía nacional.

El presidente, en una tardía visita a Puerto Rico después del desastre del huracán María, dijo: “Odio decírtelo Puerto Rico, pero tienes tu presupuesto un poco fuera de control”. Lanzó varios rollos de papel higiénico al aire y en general lució muy indiferente ante la tragedia.

El 9 de octubre, Trump aprueba una cantidad récord de proyectos de ley y resoluciones que revierten las regulaciones Obama, incluido el desmantelamiento del Plan de Energía Limpia. El día 11 del propio mes los EE.UU. anuncian su retiro de la UNESCO y le cortan el 22% del presupuesto a esa prestigiosísima organización.

Los medios informan que el presidente propuso en una reunión de seguridad nacional multiplicar diez veces el arsenal nuclear de los Estados Unidos. Donald Trump tacha al informe como “noticias falsas” en Twitter. Ordena el final de los subsidios federales del Obamacare para las compañías de seguros.

La administración reniega del acuerdo nuclear de Irán alcanzado durante la administración Obama. Se impone la prohibición de viajar a quienes provienen de países de mayoría musulmana, pero un juez federal lo bloquea por tercera vez. El 23 de octubre la Fuerza Aérea moviliza bombarderos estratégicos para ensayar un ataque masivo y quizás hasta nuclear contra Corea del Norte y el despliegue de portaaviones estadounidenses en el Pacífico aumenta a tres, algo desconocido desde la guerra de Vietnam.

Al empeorar la crisis de las drogas en los EE.UU., Donald Trump declara que la adicción a los opioides es una emergencia nacional. El estratega de la campaña del presidente, Paul Manafort, es acusado de fraude fiscal y lavado de dinero. La larga gira de Trump por Asia termina con más penas que glorias. Los principales objetivos de lograr una alianza anti–norcoreana y de cambiar los acuerdo comerciales multilaterales por bilaterales no se obtuvieron. China mantuvo su posición independiente como gran potencia.

En el plano nacional, el Índice de Confianza del Consumidor alcanza su nivel más alto en 17 años, y la cantidad de personas que solicitan subsidios por desempleo alcanza un nivel mínimo en 44 años. Desde enero, el número de desempleados cae en 1,1 millones y el desempleo desciende a un mínimo del 4.1% en 17 años. En los primeros días de noviembre, el Índice Industrial Dow Jones sube 29% desde que Trump fuera electo. A pesar de lo cual, el índice de aprobación de Trump llega al 33%, el más bajo registrado por cualquier presidente en su primer año.

El 1ro de noviembre se produce la votación en la Asamblea General de la ONU   para el levantamiento del Bloqueo contra Cuba, devastadora derrota (191 – 2) para Trump y su embajadora Nikki Haley.

El 3 de noviembre la administración publica un informe científico que detalla la creciente amenaza del cambio climático. Los hallazgos del informe contrastan con los esfuerzos deTrump por minimizarlos.

Nuevas masacres y actos de terror en New York, Texas y Colorado. El presidente considera positivo a la posesión de armas y afirma que en caso contrario “hubiera habido cientos de muertos más” en Texas.

Apretadas conclusiones

Donald Trump, presidente de Estados Unidos. Foto: EFE.
Donald Trump, presidente de Estados Unidos. Foto: EFE.

1.    En el  marco de la política interior estadounidense, el país está muy dividido e incluso polarizado entre la mayoría y las grandes minorías, racismo, el papel de la mujer en la sociedad, drogas, etc. La popularidad de D.Trump y de las políticas ultra conservadoras ha bajado notablemente. Las buenas estadísticas económicas y de empleo son consideradas como herencia de Barack Obama. Además de rechazar muchas medidas de la actual administración, hay una fuerte condena contra sus intentos de hacer tales medidas permanentes difíciles de cambiar en el futuro.

2.    En el medio ambiente y cambio climático, el accionar de Donald Trump ha llevado a los EE.UU. a trágicas decisiones en la arena de la colaboración internacional (retiro del Acuerdo de Paris) y dentro del país (oleoductos, uso energético de carbones de baja calidad )

3.    En política internacional, el enfrentamiento con Corea del Norte, Irán (incluyendo todo el Medio Oriente) y Rusia (en Ucrania y Siria) está alcanzando niveles cercanos a una conflagración, sobre todo en el primer caso. Considerable agresividad contra Venezuela, Cuba, Nicaragua y Bolivia. El tema de la inmigración ha llegado a un punto muy álgido y amenaza con volverse represivo al extremo. En sentido general, la posición internacional de los EE.UU. es hoy mucho más precaria y peligrosa que hace un año.

4.    Acerca del tema de Cuba, las relaciones entre ambos países han empeorado de manera significativa, pero no tanto como luce a primera vista.

Conjeturas sobre el futuro inmediato de la administración Trump

Un cartel muestra un dibujo que representa al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en el Anillo Periferico de Ciudad de México. Foto: Henry Romero/ Reuters.

Un cartel muestra un dibujo que representa al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en el Anillo Periferico de Ciudad de México. Foto: Henry Romero/ Reuters.

Se ven como posibles importantes cambios en el gabinete. Rex Tillerson, Secretario de Estado, James Mattis, Secretario de Defensa y Steven Mnuchin, Secretario del Tesoro, se cuentan entre las posibles bajas fatales, el primero incluso puede que a corte plazo.

Más enfrentamientos raciales, en general problemas con las minorías, la mujer, los  LGBT, ambientalistas y pacifistas. Se agudiza la división entre el nordeste y oeste por un lado, con el sur y el medio oeste por otro

Durante el 2018 el evento político interno de mayor relevancia son las elecciones intermedias, en las que el control del partido republicano en el Senado puede desaparecer, igual que varias gobernaciones de estados pasar a manos de candidatos demócratas, y una disminución de la actual vasta mayoría republicana en la Cámara de Representantes. La Luna de Miel entre Trump y la ultraderecha de Miami probablemente termine, debido a muchas exigencias anti – cubana que el presidente es reacio a conceder o un anuncio de Marco Rubio de estar interesado en ser de nuevo un  aspirante republicano a la presidencia en el 2020

En la arena internacional, no se prevén mejoras de las relaciones de los EE.UU. con Rusia, Irán, Venezuela y otros países. En el caso de la RPDC, el peligro de guerra en los próximos 12 meses es alto. Fuertes eventos económicos, anti – inmigratorios y de otro tipo son esperados. Las relaciones entre los EE.UU. y varios de sus aliados de la OTAN pueden empeorarse, seguir a Turquía

En el marco de las relaciones entre los EE.UU. y Cuba, nadie espera mejoras, pero tampoco un ulterior empeoramiento de significación, por ejemplo volver a incluir a Cuba en la lista de los países promotores del terrorismo, o cerrar completamente las embajadas y romper relaciones diplomáticas, o un endurecimiento extremo del cruel Bloqueo, pero si vocinglería chabacana y algunas medidas, que aunque menores son insultantes.

(Tomado de Cubadebate)

Compártelo...
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × 5 =