Primera campaña de mediciones geodésicas

La primera campaña de mediciones geodésicas con fines geodinámicos en el este de Cuba se realizó con la participación de investigadores cubanos y franceses.

El doctor Oleary González, especialista del Centro Nacional de Investigaciones Sismológicas (Cenais), explicó que esa iniciativa se inserta en el proyecto PREST (Plataforma regional de monitoreo telúrico del futuro, por sus siglas en francés).

Los resultados esperados, permitirán un salto cualitativo en la estimación del peligro sísmico en la región de las Antillas, históricamente afectada con severidad por sismos de gran intensidad.

El experto apuntó que participan en ese empeño instituciones de Francia, las Antillas Menores y Haití, atendiendo en los dos últimos casos a la exposición común a las amenazas de terremotos y de tsunamis.

Puntualizó que es continuidad también del proyecto regional Tsuareg (Alerta Regional de Tsunami) igualmente financiado por la Unión Europea y prevé investigaciones geodinámicas en el Caribe insular, particularmente en los límites de placas que generan sismos con posible afectación a Haití y Cuba.

Agregó que esos cálculos se desarrollaron en los sitios donde están instaladas estaciones del Servicio Sismológico Nacional cubano y a mediano y largo plazos permitirán conocer el movimiento de fallas en el interior de Cuba oriental.

A esa información se añadirá la relacionada con el movimiento de esta región del país en relación con las áreas adyacentes, dígase Haití, Jamaica, Gran Caimán y Gran Inagua.

Resaltó que esos datos posibilitarán conocer dónde y con qué magnitud se concentra la energía resultado del movimiento de las placas, que es la causa de la actividad sísmica que amenaza el oriente cubano.

También destacó la contribución a la Tarea Vida, que impulsa el Estado cubano para la preservación del medio ambiente ante los impactos del cambio climático, toda vez que proporciona información sobre los movimientos verticales de la corteza terrestre y su relación con los procesos de ascenso del nivel del mar.

Cuatro estaciones sismológicas de banda ancha fueron instaladas en las provincias de Holguín, Granma y Guantánamo y esperan ubicar otra en la de Las Tunas, las cuales fortalecerán el monitoreo sísmico, destacó el investigador.

Agregó que también favorecerán el registro de señales de movimiento del terreno, útiles para conocer la estructura de la corteza profunda y su manto superior, con un mayor conocimiento del interior de la tierra y la determinación más precisa de las condiciones de generación y propagación de ondas sísmicas.

Las mediciones se realizan con equipos de medición GNSS, que utilizan varios sistemas globales de navegación por satélite, puntualizó González, quien indicó el esfuerzo conjunto del Cenais con el Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Martinica y el Instituto de Física del Globo de Paris.

Se suma también la Escuela Normal Superior de Paris, y posteriormente se incorporarán el Buró de Energía y Minas y la Universidad de Haití, entre otras instituciones de la región, finalizó el experto.

(Con información de Prensa Latina)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *