Menú

Inocencia: elixir para reivindicar pasados

Inocencia: elixir para reivindicar pasados

El  fusilamiento de los ocho estudiantes de Medicina, que tuviera lugar en La Habana de 1871 es uno de los más horrendos crímenes del Gobierno español en la Isla. Este lamentable suceso, a 147 años de ocurrido, inspira la película Inocencia, del cineasta Alejandro Gil.

El filme narra en retrospectiva el hecho para luego  relatar cómo el surgimiento de una nueva pista motiva a Fermín Valdés Domínguez a querer descubrir la verdad solapada durante tanto tiempo y así proclamar la inocencia de los jóvenes, acusados y fusilados por el único delito de ser cubanos.

Una estampida de aplausos no se hizo esperar durante la presentación especial de la cinta este martes en la noche en el cine Charles Chaplin. El público espectante no dejó de batir las palmas incluso después de los créditos del largometraje.

Rostros nuevos dentro de la fran pantalla interpretan a los protagónicos, mientras que los roles secundarios son desempeñados por actores de renombre como Héctor Noas, Fernando Hechavarría, Omar Alí, Osvaldo Doimeadiós y Caleb Casas.

La realización, según ha explicado el director, demandó una consulta de textos, cartas y otros documentos de la época para retratar lo más fielmente posible los hechos, permitiéndose también licencias creativas concedidas por el género dentro del cual se enmarca la producción.

El primer largometraje de Gil, realizado bajo la coordinación del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos Icaic, concursará en el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana junto a Insumisas, de Fernando Pérez, y Nido de Mantis, de Arturo Sotto, tres producciones que compiten en la categoría de ficción.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *