Menú

Gobierno de Trump estudia opciones para atacar Irán

Gobierno de Trump estudia opciones para atacar Irán

Hace apenas unas horas, el periódico The Wall Street Journal, daba a conocer que el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Bolton, pidió al Pentágono que le elaborara una lista de opciones viables para atacar nada más y nada menos que a Irán, esto después de unos morteros que cayeron cerca de la embajada estadounidense en Bagdad, a manos de grupos supuestamente afines al país persa.

El pedido, el cual, por cierto, no se sabe si fue del conocimiento de Donald Trump, causó mucha preocupación en la élite militar por las consecuencias que podría tener esta peligrosa aventura, y una de las cuestiones que más desconcertó, escuchen bien, fue la arrogancia con la que se hizo la solicitud. Aquí ya hay algunos elementos a analizar, el primero y más evidente, es que un ataque militar es una opción lejana para el Pentágono, y es cuestión de pragmatismo, Irán no tendrá el arma nuclear, pero si posee una poderosísima industria militar y una influencia tremenda en Medio Oriente, área a la que podría desestabilizar.

Y el otro elemento es, también conocido, que la mentalidad y aspiraciones guerreristas de este gobierno intentan fluir, es decir, materializarse. Por ejemplo, John Bolton, el personaje del que hablábamos, es una pieza peligrosa, es un experto estructurando mentiras, fue el hombre que inventó hace unos 15 años, que Cuba fabricaba armas biológicas.

Bolton no juega un papel menor en esta administración, es un hombre muy cercano al presidente, de los puede persuadirlo al oído; y estamos hablando de uno, pero en el entorno del mandatario hay muchos otros personas capaces de llevar al gobierno a una contienda militar.

Entonces, una pregunta queda en el aire ¿Cuál será la guerra o la primera guerra de Donald Trump? Desde hace un buen tiempo, no hay un presidente estadounidense que no tenga por lo menos una contienda bélica en su expediente y Trump no debe ser la excepción, recordemos que es un presidente que ha dejado muy claro su compromiso con el sector armamentista, solo basta mirar el presupuesto militar que aprobó, y una suma tan grande supone gastarla, y esto a la vez supone, que el mandatario tenga que justificar esa suma. Además, desde que llegó a la Casa Blanca en enero de 2017, el magnate presidente y los círculos que lo apoyan, han ido dibujando un escenario, que a diferencia de otros, no debe ser en el Medio Oriente.

¿Qué quiero decir? Que Trump podría ser el presidente que retorne las guerra de Estados Unidos a América Latina, es donde mejores condiciones tiene, me refiero a aliados de derecha que pueden servir de cómplices, gobiernos que representan una amenaza ideológica, la peor posible, y gobierno que además ha sido demonizados por los grandes medios que han ido influyendo en la opinión pública. ¿Y por qué pensar en la guerra de Trump? Porque el próximo año son las elecciones en la que buscará reelegirse y las guerras siempre son buenos instrumentos para influir en el electorado. Hay muchos intereses en juego y pocos escrúpulos, y eso es peligroso.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *