Menú

Trump quiere armar a los profesores

Trump quiere armar a los profesores

El presidente de EEUU, Donald Trump, sugirió hoy la posibilidad de que algunos profesores o trabajadores de las escuelas del país puedan portar armas de manera oculta para responder rápidamente si se produce un tiroteo, además de elevar la edad mínima para comprar legalmente un arma.

Trump hizo esa sugerencia al recibir en la Casa Blanca a un grupo de afectados por tiroteos en centros educativos en Estados Unidos, entre ellos seis estudiantes del instituto de Parkland (Florida) donde hace una semana murieron 17 personas en un ataque armado.

”Hay algo que se llama portar armas de forma oculta, y que solo funciona cuando tienes a gente entrenada para ello”, dijo Trump. ”Los profesores tendrían un permiso especial, y (la escuela) ya no sería una zona libre de armas” de la que puedan aprovecharse los “maníacos”, agregó.

Trump opinó que, dado el tiempo que puede tardar la Policía en llegar a una escuela al recibir una alerta de tiroteo, los profesores debidamente entrenados podrían detener estos sucesos “muy rápidamente”. ”Vamos a examinar esa idea muy en serio, mucha gente va a estar opuesta a ello, y mucha gente va a estar de acuerdo”, afirmó el presidente, al reconocer que es algo “controvertido”.

También planteó que podría enviarse a las escuelas a “profesionales, que podrían ser marines”, y que eso “podría resolver el problema”.

Asimismo, Trump prometió que va a lograr una solución “muy sólida en el tema de los antecedentes criminales” para mejorar la comunicación entre autoridades locales y federales con el fin de impedir que las personas condenadas por un delito puedan comprar armas.

”Además, vamos a fijarnos en el tema de la edad (mínima) para comprar (un arma) y en el aspecto de salud mental”, agregó Trump, al opinar que no hay suficientes “instituciones mentales” en EEUU para tratar a la gente que pueda tener una enfermedad que le lleve a comportamientos violentos.

Bajo la ley federal de EE.UU., la edad mínima para comprar un arma de fuego son 21 años si es una pistola y 18 si es un rifle, aunque algunos vendedores sin licencia las pueden suministrar a personas aún más jóvenes. El autor del tiroteo en Florida, Nikolas Cruz, tiene 19.

Trump escuchó duros testimonios de los supervivientes o familiares de víctimas de varios tiroteos, y su propuesta de armar a los profesores recibió críticas de algunos de los asistentes.

”Mi esposa es profesora y ella le diría que los maestros ya tienen suficientes responsabilidades como para además tener la enorme responsabilidad de la fuerza letal que puede acabar con una vida”, dijo Mark Barden, cuyo hijo de 5 años Daniel fue asesinado en el tiroteo de Newtown (Connecticut) en 2012.

Fruto de la enorme contestación popular por el ataque con armas en centros educativos estadounidenses, Trump había abierto la puerta durante las últimas jornadas a medidas que se alejan de su tradicional apoyo a las tesis de la Asociación Nacional del Rifle (NRA).

Así, el pasado lunes dio su respaldo a una propuesta legislativa que mejoraría la eficiencia de las bases de datos sobre antecedentes penales, lo que permitiría limitar la compra de armas a quienes tengan un historial delictivo. En la misma línea, ayer el republicano instó al Departamento de Justicia a proponer una regulación que prohíba la venta de los dispositivos que convierten las armas en ametralladoras, conocidos como “bump stock”. Este mecanismo fue empleado por el tirador de Las Vegas que el pasado mes octubre asesinó a 58 personas (Tomado de La Jornada).

Donald Trump se reúne con estudiantes y profesores de secundaria en la Casa Blanca.

Donald Trump se reúne con estudiantes y profesores de secundaria en la Casa Blanca.

Trump alaba a la Asociación Nacional del Rifle
El presidente estadounidense, Donald Trump, alabó hoy a los miembros de la Asociación Nacional del Rifle (NRA) en momentos de un creciente debate sobre el control de armas y de fuertes críticas contra esa organización, indicó Prensa Latina.

Lo que muchos no entienden, o no quieren entender, es que Wayne, Chris y la gente que trabaja tan duro en la NRA son grandes personas y grandes patriotas norteamericanos, escribió en Twitter sobre el vicepresidente de la organización, Wayne LaPierre; y el director ejecutivo de su Instituto de Acción Legislativa, Chris Cox.

Según el gobernante republicano, quien ha sido muy cuestionado estos días por la falta de acción ante los tiroteos masivos en Estados Unidos, ellos ‘aman a nuestro país y harán lo correcto’.

El pronunciamiento del gobernante republicano se dio como parte de un grupo de tuits publicados esta mañana en los que sugirió algunas nuevas políticas de control de armas, a raíz del tiroteo que dejó 17 muertos y 15 heridos la pasada semana en una escuela secundaria de Florida.

Trump aborda esas propuestas en el contexto del movimiento generado entre muchos estudiantes por la tragedia, que los llevó a salir a las calles y demandar al gobierno y los legisladores a un mayor control de armas.

Con consignas como Never again (Nunca más), alumnos de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas, escenario del tiroteo, y de otros centros educativos de la nación, exigen una reforma de armas y condenan la poderosa influencia de la NRA, el mayor grupo de presión a favor de la posesión de esos artefactos.

En sus publicaciones en Twitter, Trump propuso expandir los controles de antecedentes en la compra de armas, elevar la edad mínima para adquirirlas a 21 años y poner fin a la venta de los llamados bump stocks, dispositivos que permiten a las armas semiautomáticas actuar como automáticas.

La NRA se opone a ese tipo de políticas y suele atacar a las personas que demandan mayor control, al acusarlas de que quieren eliminar la segunda enmienda de la Constitución, que establece el derecho a portar armamento.

Debido al papel de la asociación en el lobby a favor de las armas, muchos jóvenes han llamado a los políticos del país a no aceptar más dinero de la organización.

El más beneficiado en 2016 por el apoyo de la organización fue el mandatario, en quien la NRA gastó más de 30 millones de dólares, ya fuera en apoyo a su campaña o en oposición a la de su rival demócrata en los comicios presidenciales, Hillary Clinton.

A través de un comunicado difundido este jueves, antes de los tuits del gobernante, el grupo elogió a Trump como el ‘presidente más favorable a la segunda enmienda en la historia reciente’.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *